I love tattoos

Desde que tengo uso de razón que me chiflan los tatuajes. Quizás penséis que soy una exagerada, pero es real. Recuerdo pedir insistentemente a mis padres poder tatuarme, año sí y año también. Rondaría el año 2000 cuando convencí a mi madre para que me acompañase a un estudio de tattoos para hacerme uno. No sé por qué motivo accedió, supongo que por pesada, porque en mi casa siempre ha imperado aquello de ‘cuando tengas 18 hablaremos sobre ello’. La cuestión es que de allí no salí ni con un triste calcomanía , ilusa de mí. Ahora doy gracias, no gracias a secas no, millones de gracias a mis padres por no bajar del burro ante una adolescente pesada, a día de hoy llevaría escrito el nombre de mi primer noviete en la espalda, qué horror.

Sigue leyendo

Anuncios

I love Converse

Si hay algo que me gusta de la primavera son las Converse.

Sí, ya sé que se pueden llevar todo el año, pero qué quereis que os diga, en invierno te mueres de frío y en verano a mí me gusta ir con el pie destapadito. Por eso, los meses de entretiempo son los que más disfruto de mis ‘bambas’ (aquí les llamamos así). Quedan bien con mis tejanos y mis camisetas/camisas, mi mayor logro de combinación en el mundo de la moda (ya ireis conociendo lo desastre que soy en ese sentido).

Las tengo en blanco y me encantan porque, además de encajar a la perfección en mi armario, son comodísimas. Aún así, me gustan en muchos otros colores y este año estoy pensando en comprármelas bajitas, que para mi gusto dan mucho más juego.

Os dejo con algunas fotos que he encontrado en Pinterest (esa red que me tiene el corazón robado junto con Instagram) y que me han dado alguna que otra idea de cara a mi futura compra primaveral.

Imagen

Imagen

Imagen

Imagen

Imagen

1 / 2 / 3 / 4 / 5

Y a vosotros, ¿os gustan tanto como a mí?