Ya llegó la Navidad, y con ella el Tió

DSC_0102_bona

Estos días de fiesta en casa hemos aprovechado para poner en marcha la Operación Navidad. Para este tipo de cosas he de reconocer que soy muy tradicional y sigo al pie de la letra lo que siempre he visto en casa de mis padres. Así que el día 6 de diciembre tocó montar el árbol.

Este año ha sido especial por ser el primero de la Chica, que aunque no se enteró de nada, disfrutó un montón viendo las bolitas y las lucecitas (ya tengo nuevo sitio donde dejarla un momentito mientras yo hago faena: delante del árbol). B ya es el tercer año que vive la Navidad en casa, pero creo que ha sido el que más lo ha disfrutado. En 2013 la recuerdo jugando aún con los envoltorios de la decoración, y este año ya ha pasado a ‘qué mono es esto’ o ‘me gusta la estrella porque tiene brillo’ (a veces creo que habita una adolescente de 14 años en su interior).

Sigue leyendo

¡Feliz Sant Jordi!

Cuenta la leyenda que en la villa medieval de Montblanc un dragón tenía atemorizados a todos los habitantes. Para tener satisfecha a la bestia, los vecinos le ofrecían cada día un animal para comer. Llegó el día en que no quedaron animales para abastecer al dragón… Los habitantes, atemorizados por la reacción de la bestia, decidieron hacer un sorteo entre todos los vecinos. Quien saliera elegido sería ofrecido al dragón para una de sus comidas. El azar quiso que la persona elegida fuese la princesa así que ésta sería su manjar. Pero un valiente caballero llamado Sant Jordi apareció en el pueblo para salvar a la princesa, matando al dragón con una lanza. De la sangre derramada nació un rosal, y el caballero regaló una rosa a la princesa… (Imaginaos el resto :P)

Sigue leyendo